Actualidad Tiempo de conversar

Tiempo de conversar


Es una persona creyente que está implicado en su parroquia. Hablamos de la dificultad que tiene en su trabajo y en su ambiente de manifestarse como es: como una persona cristiana. En la conversación me habló de una película – documental, titulado “Converso” y me animó a que lo viera. En ello estoy. “Converso” es la primera persona del presente de indicativo del verbo conversar. Yo converso, yo hablo…  Es también la persona que ha adoptado una ideología política o religiosa distinta a la que mantenía hasta entonces. Es un “convertido”. 

En el encuentro y la conversación con esta persona me recordó que estamos en una sociedad en la que la cuestión religiosa y la percepción que tenemos de nuestra Iglesia católica provoca reacciones contradictorias. 

Es verdad que hay razones de sobra para cuestionar y criticar posturas y acciones eclesiales. Pero también es verdad que necesitamos vivir nuestra fe en comunidad, en Iglesia. La fe cristiana nos ayuda a conectar con la realidad de muchos aspectos de nuestra vida a los que solo se accede desde la sinceridad y la búsqueda honrada de la verdad. 

El verano es un buen tiempo para situarnos también en esta búsqueda. Los días de vacaciones nos permiten reencontrarnos con personas, tradiciones, celebraciones y fiestas que forman parte de nuestra vida, de nuestros pueblos, de nuestras tradiciones....  

En ellas y entre ellas encontramos ánimo para seguir haciendo frente a al vida.  Este tiempo, tal vez más que ningún otro, permite que toda persona encuentre un mayor equilibrio tanto consigo misma como con los otros, con el ambiente y la naturaleza. 

Por ser tiempo de descanso, deberíamos cuidar los momentos de interioridad, de reflexión personal, de silencio, de escucha. De hecho, un elemento u objetivo de las vacaciones es, precisamente, que cada uno se encuentre más a sí mismo, y halle el propio pensamiento y una verdadera libertad. 

El tiempo de verano nos permite también ahondar en la experiencia de Dios. De este Dios Amigo de la vida. El Dios que nos acompaña y da fuerzas y ánimo para avanzar en el camino y el sentido de la propia vida.

Benjamín Echeverría
Provincial de los Capuchinos

El Señor te bendiga

El Señor te bendiga

Cuando comenzamos o estrenamos algo nuevo se producen en nosotros una mezcla de ilusión y alegría, pero también un cierto temor a que eso nuevo que acabamos de estrenar no responda a las expectativas e ilusiones que nos habíamos hecho.

Navidad Sagrada

Navidad Sagrada

Nos dice San Buenaventura que San Francisco la llamaba “fiesta de las fiestas en la que Dios, hecho niño pequeñuelo, se crió a los pechos de madre humana”. Con preferencia a las demás solemnidades celebraba con inefable alegría la del nacimiento del niño Jesús.

Llegamos a noviembre

Llegamos a noviembre

Llegamos a noviembre, el mes de los santos y difuntos. Son días en que se nos recuerda que la muerte forma parte de la vida.

Suscríbete ahora a “El Mensajero de San Antonio” y por tan solo 12 euros al año recibe cómodamente en tu hogar esta publicación dedicada a San Antonio: el santo del mundo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información